sábado, 16 de julio de 2011

IMPOTENCIA

¿Cómo pueden ganar tanto los políticos cuando hay gente que, literalmente, se está muriendo de hambre en el mundo? Ojalá alguien con sensatez pudiera hacer algo, pero claro, no hay nadie así en las altas esferas. Si yo fuera política, lo primero que haría sería redistribuir las riquezas de una manera justa. Sí, se que sería una acción antipolítica pero es lo que se necesita. Si tuvieramos politicos como los de antes en España... ¿dónde han quedado esos días donde se ven fotos de políticos hablando tranquilamente mientras fuman un cigarro? No, hoy en día solo consiste en tirar piedras sobre el tejado del otro. Si, puede que el otro no haya hecho bien algunas cosas, pero tú tampoco. ¿Pará que sirve tener tantas leyes, tanta constitución... si lo que nos falta es el sentido común? ¿Para que sirve que sepamos lo que se debe hacer y cómo deben ser las cosas si luego nadie lo hace?. La teoría está muy bien, pero lo que cuenta es la práctica.

No, la vida no es justa, es cierto. Pero los que pueden ayudar a que lo sea un poco más no hacen nada. Ande yo caliente, ríase la gente. O mejor dicho, muérase la gente, ¿verdad?
Si, es cierto que ahora estamos en crisis, pero hay a gente que la crisis ni le roza, siempre son los mismos los que sufren. No solo hay crisis para nostros, también para los que tienen menos posibilidades.

Y claro, ya de los futbolistas ni hablo...

1 comentario:

  1. me temo que si un político quisiera redistribuir las riquezas como dices no duraría mucho o ni entrará en política

    ResponderEliminar

Seguidores

"A tres metros sobre el cielo"

Todo lo que tienes que hacer es ponerte los cascos, tirarte al suelo, y escuchar el CD de tu vida. Canción tras canción, no puedes saltarte ninguna, todas han pasado, y de una forma u otra servirán para seguir adelante. No te arrepientas, no te juzgues, se quien eres. Y no hay nada mejor para el mundo. Pausa, rebobinar, play y más y más aún. Nunca pares la música, no dejes de descubrir sonidos para lograr explicar el caos que tienes dentro. Y si te sale una lágrima cuando lo escuchas, no tengas miedo, es como la lágrima de un fan cuando escucha su canción preferida.