lunes, 31 de enero de 2011

Éxtasis

A veces es necesario enfrentarse a una hoja en blanco para darte cuenta de lo que piensas. Para darte cuenta de lo que sientes. Pues bien, yo ahora estoy en frente de una hoja en blanco y no, no sé lo que pienso. ¿Será porque mi cabeza está llena de éxtasis? Ese éxtasis que te convierte en un tonto con una sonrisa de oreja a oreja cuando se te va la mente, cuando se te van las emociones, cuando solo te salen palabras que, casualmente, componen un nombre, una personalidad, una persona…

Me encanta escribir y antes las palabras me salían solas. Pero ahora no encuentro tiempo. No encuentro tiempo porque todo mi tiempo se ha llenado. Mi cabeza solo piensa en una cosa. Solo recuerda ciertos momentos con alguna que otra cosa en común. Y esos momentos, casualmente, son momentos vividos con la misma persona…

Da miedo pensar cuantas miles de personas nos rodean. Algunas que conocimos y ya solo son recuerdos, malos o buenos, pero recuerdos al fin y al cabo. Otras que hoy en día tenemos que soportar y otras que hoy en día queremos soportar, y cuanto más tiempo, mejor. Y a pesar de todas esas personas de nuestro alrededor, solo una va a saber hacernos felices. Solo una va a saber cómo ayudarnos, cómo apoyarnos, cómo darnos una lección y cómo dejar que se la demos. Solo una nos va a aguantar… ¿el resto de nuestras vidas? Da miedo pensar que no encuentres nunca a esa persona y que te pierdas esa parte de la vida, tanto para lo bueno como para lo malo.

Y mientras mi príncipe azul llega, yo sigo intentando ser feliz. Recogiendo la toalla cada día con más confianza. Porque yo no soy de los que piensan que con la persona que empiezas a los 16 años es el amor de mi vida. No, esa filosofía no va conmigo. No soy de los que piensa que me voy a casar con el chico que conocí a los 18. Ni que después de los que ya he conocido, el de los 20 va a ser el definitivo. Sin embargo, si soy de los que piensan que la vida se vive una vez. Si hoy estoy bien con una persona, ¿porqué pensar en el futuro si yo estoy viviendo en el presente? ¿Porqué ser tan drástico? No me voy a comprometer con nada ni con nadie… solo me dejo querer… ¿qué tiene eso de malo?

Porque solo se aprende con la experiencia y el amor no es una excepción.

Quién sabe… a lo mejor ya lo he encontrado.

miércoles, 26 de enero de 2011

SENSACIONES

Solo puede pensar en partículas en movimiento. En partículas chocándose unas con otras. En lo relajante que sería boxear y en la necesidad de sentir el viento en la cara cuando pones un descapotable a 340 km/h..

domingo, 16 de enero de 2011

PAPELES

Entre horas y horas de estudio, me he dado cuenta, que la sociedad de hoy en día, le da demasiada importancia a... los papeles. Simples papeles a los que nosotros hemos dotado de tal significado que es incoherente. Y pensar que podemos llegar a pagar dinero, pero que mucho dinero, por una cosa como un simple papel... ¿Estamos locos, o que?

Seguidores

"A tres metros sobre el cielo"

Todo lo que tienes que hacer es ponerte los cascos, tirarte al suelo, y escuchar el CD de tu vida. Canción tras canción, no puedes saltarte ninguna, todas han pasado, y de una forma u otra servirán para seguir adelante. No te arrepientas, no te juzgues, se quien eres. Y no hay nada mejor para el mundo. Pausa, rebobinar, play y más y más aún. Nunca pares la música, no dejes de descubrir sonidos para lograr explicar el caos que tienes dentro. Y si te sale una lágrima cuando lo escuchas, no tengas miedo, es como la lágrima de un fan cuando escucha su canción preferida.