domingo, 21 de marzo de 2010

ENTEREZA

Tumbada en la cama una lágrima baja por su mejilla pasando desapercibida. Un dedo se dirige a la lágrima. En su cara se dibuja una mueca de estrañeza. No entiende lo que pasa.

Quizás su corazón, en un último intento desesperado, le está mandando señales. Quizás se haya acostumbrado tanto al dolor que ya pasa desapercibido, que ya no funciona esa forma de advertencia.

Quizás esta mandando señales, pero no para ella, sino para que alguien desde fuera se de cuenta, por alguna remota casualidad. Y que por una vez, la abrace y espere a que llore. A que llore agusto dejando, por una vez, la entereza de lado.

8 comentarios:

  1. llorar a gusto, y abrazada, al menos, tiene que ser reconfortante, un gran abrazooo :)

    ResponderEliminar
  2. hay veces que llorar hace bien,cariños

    ResponderEliminar
  3. ohhh, vaya.. a veces pasa, q lloramos en soledad, y es como q necesitams q alguien entienda q estams tristes con sólo mirarns, y q querems q se acerke y ns abrace, q no pregunte y q ns deje llorar y desahogarns, verdad??
    a veces pasa....y esas lágrimas en soledad q caen por las mejillas, no te pasa q a veces es como que "queman", como q tuvieran algo de ese daño q llevams por dentro y q al salir en forma de lágrima quema??
    un abrazo muy grande...ya sabes, si necesitas algo.. :)

    ResponderEliminar
  4. Mi querida Wending: No tenemos siempre que ser fuertes. Nos podemos dar permiso para liberar esas lágrimas que digan a todo el mundo que necesitamos un fuerte abrazo que nos haga sentir que no estamos solos.

    Te envío uno muy fuerte aparte de los mil besos y mil rosas.

    ResponderEliminar
  5. Muchas gracias por haberme dicho eso. Me alegra saber que lo q te digo te puede servir de algo :) un abrazo!
    Oye, quién sabe! igual eres mi vecina y no lo sé! jajaja
    que tengas buen comienzo de semana :)

    ResponderEliminar
  6. hay que dejarse ir, no podemos estar siempre de cara a la galeria mi niña... necesitamos de los demás, de un abrazo, de un mimo...

    Un abrazo grande

    ResponderEliminar
  7. La entereza no te seca las lágrimas...

    ResponderEliminar

Seguidores

"A tres metros sobre el cielo"

Todo lo que tienes que hacer es ponerte los cascos, tirarte al suelo, y escuchar el CD de tu vida. Canción tras canción, no puedes saltarte ninguna, todas han pasado, y de una forma u otra servirán para seguir adelante. No te arrepientas, no te juzgues, se quien eres. Y no hay nada mejor para el mundo. Pausa, rebobinar, play y más y más aún. Nunca pares la música, no dejes de descubrir sonidos para lograr explicar el caos que tienes dentro. Y si te sale una lágrima cuando lo escuchas, no tengas miedo, es como la lágrima de un fan cuando escucha su canción preferida.