domingo, 10 de enero de 2010

ME CONFORMO CON POCO

Me cuesta dejar entrar a personas en mi vida. Y a las que estan las intento cuidar lo mejor que se. Pero a veces se producen bajas o altas indeseadas. Por eso hay que aprender a ser feliz con los pequeños detalles.

Yo afortunadamente, y por ahora por lo menos, me conformo con poco. Lo más mínimo ya me hace feliz, ya hace que una sonrisa inocente se dibuje en mi rostro. No necesito grandes cantidades de dinero ni lujosos yates, ni un super novio. Ni siquiera necesito que todo el mal pasado se borre de mis recuerdos. Tan solo necesito que llueva, ver las hojas caerse de los árboles, escuchar una cancion que me recuerde algo o a alguien o reconocer un lugar en el que estuve en el pasado.

Como digo, me conformo con poco. Tan solo pensar en que quiero ser el día de mañana una mujer independiente ya me da fuerzas, solo que a veces se me olvida que debo pensar en eso... Menos mal que me conformo con poco...

10 comentarios:

  1. Amiga. Me conformo con poco yo tambien. Hoy me identifico con tus letras. Besos, cuidate mucho.

    ResponderEliminar
  2. Si te conformas con poco, eres afortunada ya que a mayor deseo y apego hacia hacia las cosas, mayor es la insatisfacción.
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  3. VEO QUE TE CONFORMAS CON MUCHO... ¿QUÉ... QUE SE COMPRE CON DINERO PUEDE OFRECER LA GRATUIDAD HERMOSA DE UNA DANZA DE HOJAS MIENTRAS EL AIRE SE MECE?... Y ES GENIAL QUE TE CONFORMES CON AQUELLO CUYO PRECIO NO TODOS PODRÍAN...

    UN ABRAZO

    ResponderEliminar
  4. La verdad es que es una buena filosofía. La vida ya es bella por si misma, pero no sabemos apreciar la mayoría de las cosas que nos rodean. Un fuerte abrazo y feliz semana.

    ResponderEliminar
  5. Hoy nieva aquí, ahora mismo y en mi ciudad. Hacía tiempo que esto no pasaba. Definitivamente, me conformo con esto.

    Muchas gracias por vuestros comentarios =)

    ResponderEliminar
  6. Si me dejas, con el tiempo, entraré en tu vida.
    Un beso, preciosa.. Me has sensibilizado con tu entrada.

    ResponderEliminar
  7. plas!!plas!!!plas!! simplemente hoy te aplaudo,un beso

    ResponderEliminar
  8. A pesar de todo, es delicioso conformarse con lo poco que tenemos, por que con el símple hecho de tenernos a nosotros mismos ya no resulta tan poco, me encanta venir a leerte, tus letras se hacen de pronto un espejo a donde entro y desnudo mis emociones, gracias por compartir parte de ti que no resulta tan poco...

    Besitos

    ResponderEliminar
  9. Poetiza, divirtamonos pues de los pequeños detalles.
    Sarah, tienes razón. No necesita menos el que mas tiene, sino el que con menos se conforma.
    Blanca, quizás tengas razón y no me conforme con poco sino con todo lo contrario.
    Alodia, ojala todos pudiéramos apreciar las insignificancias que tiene la vida, así sería mucho mas facil.
    Emibel, con tus escritos has entrado mas en mi vida que muchas otras personas,así que como ya dije, intentaré cuidar nuestra "blogamistad" lo mejor que pueda.
    Fiaris, simplemente te doy las gracias opr leerme y me agrada que ya no tengas problemas en poner comentarios en mi blog.
    Mina, el espejo de mi blog está siempre abierto para ti siempre que quieras.

    Muchas gracias por vuestros comentarios, son siempre de gran apoyo para mi =)

    ResponderEliminar
  10. Winding: ese es el primer paso para ser feliz, conformarse con poco.

    Tu entrastes en mi vida, aunque sea virtual es mi viad, asi que aqui estoy pequeña.

    Un abrazo

    ResponderEliminar

Seguidores

"A tres metros sobre el cielo"

Todo lo que tienes que hacer es ponerte los cascos, tirarte al suelo, y escuchar el CD de tu vida. Canción tras canción, no puedes saltarte ninguna, todas han pasado, y de una forma u otra servirán para seguir adelante. No te arrepientas, no te juzgues, se quien eres. Y no hay nada mejor para el mundo. Pausa, rebobinar, play y más y más aún. Nunca pares la música, no dejes de descubrir sonidos para lograr explicar el caos que tienes dentro. Y si te sale una lágrima cuando lo escuchas, no tengas miedo, es como la lágrima de un fan cuando escucha su canción preferida.