miércoles, 11 de noviembre de 2009

NO HAY QUE TEMER A LOS RECUERDOS

Hate is a strong word, but i really really really don't like you...

Si todo terminó hace tiempo, si ya estás olvidado y quedaste atrás para siempre, como esque me sigo acordando de ti cuando paso por algún sitio donde estuvimos, cuando oigo alguna cancion que exprese lo que yo alguna vez sentí por tí. En verdad eso no es difícil, mis sentimientos por tí pasaron del mas puro amor al mas deseado odio. Me traicionaste de la peor forma posible y volviste contra mi tu lado mas malo. Eres agua pasada pero todavía me acuerdo...

Y es que los recuerdos son algo que guardamos en nuestra mente. No podemos elegirlos, ni podemos adivinar el recuerdo que guardaremos de algún momento. Si será bueno, si será malo, si lo recordaremos durante mucho tiempo, si no.. Los recuerdos nos vuelven al pasado y es lo que debemos recordar cuando no nos gusten. Debemos recordar que eso ya está pasado, debemos recordar que ahora mismo tenemos que vivir el presente. No nos debemos preocupar del pasado porque el pasado pasado está. No nos debemos preocupar del futuro porque el futuro ya llegará. Solo debemos preocuparnos del presente porque como su nombre indíca es un presente, un regalo, debemos ocuparnos del presente y vivirlo para no arrepentirnos en un futuro. Porque el tiempo no vuelve atrás por más que queramos. Debemos esuchar los consejos, sobre todo si es de gente haya pasado por algo semejante, porque ellos tienen la virtud de la experiencia y aunque el hombre no escarmienta en cabeza ajena, despues de tanto oir te lo dije o después de tanto decir tenías razón, podemos empezar a pensar que aunque no escarmentarémos en cabeza ajena, podemos tener en cuenta los consejos. Con esto no digo que dejemos de vivir nuestras propias experiencias, pues a nadie le aconsejo tener una vida vacía por el miedo de equivocarse, o porque a alguien le fue mal en alguna cosa y te hace intentar ver que tu acabarás igual.

Y es que en cuestiones de amor todos sabemos que la regla es que salga mal. Y que una relación salga bien solo es la excepción. Todos sabemos que es muy difícil ser la excepción, pero aun así no perdemos la esperanza, porque la esperanza es lo último que se pierde

1 comentario:

  1. De todas las cosas del mundo, unas dependen de nosotros y otras no. Dependen de nosotros nuestros juicios y opiniones, nuestros movimientos, nuestros deseos, nuestras inclinaciones y nuestras aversiones; es decir, todos nuestros actos.

    Aquellas que no dependen de nosotros son; el cuerpo, los bienes materiales, la fama, las dignidades y honores; es decir, todas aquellas cosas que no entran en el ámbito de nuestros propios actos.

    Recuerda, pues, que si tomas por libres las cosas que por su naturaleza son esclavas, y por propias las que dependen de otros, no encontrarás más que obstáculos por doquier; te sentirás turbada y entristecida a cada paso y tu vida será una continua lamentación contra los hombres y dioses. En cambio, si no tomas por propio sino lo que realmente te pertenece y miras como ajeno lo que pertenece a los demás, nadie podrá obligarte a hacer lo que no deseas ni impedirte que obres según tu voluntad

    ResponderEliminar

Seguidores

"A tres metros sobre el cielo"

Todo lo que tienes que hacer es ponerte los cascos, tirarte al suelo, y escuchar el CD de tu vida. Canción tras canción, no puedes saltarte ninguna, todas han pasado, y de una forma u otra servirán para seguir adelante. No te arrepientas, no te juzgues, se quien eres. Y no hay nada mejor para el mundo. Pausa, rebobinar, play y más y más aún. Nunca pares la música, no dejes de descubrir sonidos para lograr explicar el caos que tienes dentro. Y si te sale una lágrima cuando lo escuchas, no tengas miedo, es como la lágrima de un fan cuando escucha su canción preferida.